Compartiendo Experiencias

Importante recordar para mantener una Alimentación Saludable

  1. Comer con moderación e incluir alimentos variados en cada comida.

    • Evitar saltear comidas, comenzar el día con un buen desayuno.
    • De ser posible realizar cuatro comidas diarias.
    • Realizar la actividad física que mas le agrade varias veces al día.
  2. Consumir todos los días leche, yogures o quesos. Es necesario en todas las edades.

    • La leche se puede tomar líquida pero también podría incluirse en postres, helados, salsas blancas agregar a purés, así como también a otras comidas.
    • Para los adultos se recomendarán productos semi-descremados, en el caso de los niños y ancianos se recomendará productos enteros.
    • En el caso de los recién nacidos se recomendará que hasta los 6 meses reciban solamente leche materna.
    • Los que necesitan mayor cantidad de lácteos consumir son los niños, adolescentes y mujeres.
  3. Comer diariamente frutas y verduras de todo tipo y color.

    • Se recomienda comer 5 porciones entre frutas y verduras por día.
    • Tratar de comer por lo menos una vez al día frutas y verduras crudas.
    • Cocinar las frutas y verduras de ser posible con cáscara y en trozos grandes, ya sea al vapor o al horno, en el caso de que se las hierva, usar poco agua.
  4. Comer una amplia variedad de carnes rojas y blancas retirando la grasa visible.

    • En el caso del huevo, 3 unidades semanales son suficientes.
    • Disminuir el consumo de fiambres y embutidos.
  5. Preparar las comidas con aceite preferentemente crudo y evitar la grasa para cocinar.

    • Las grasas se caracterizan por aportar sabor y textura a las comidas, las podemos encontrar en estado líquido a temperatura ambiente, llamado aceite, y a la misma temperatura pueden también encontrarse en estado sólido, llamada, grasas.
  6. Disminuir el consumo de azúcar y sal.

    • Es recomendable consumir menos cantidad de golosinas y dulces para evitar el sobrepeso y las caries.
    • Evitar el consumo diario de gaseosas y bebidas dulces artificiales, preferir el agua, soda, y jugos naturales.
    • Cocinar los alimentos sin sal y condimentarlos con hierbas aromáticas para aumentar el sabor.
  7. Consumir variedad de panes, cereales, pastas, harinas, féculas y legumbres.

    • Entre los cereales pueden elegirse arroz, maíz, trigo, avena; entre las legumbres algunas opciones pueden ser arvejas, lentejas, porotos, soja.
    • Preferir panes, harinas y pastas integrales.
    • Moderar el consumo de facturas, tortas, masitas, galletitas, y otros productos similares.
  8. Disminuir el consumo de bebidas alcohólicas y evitarlo en niños, adolescentes, embarazadas y madres lactantes.

    • No ofrecer bebidas alcohólicas a niños y/o adolescentes ya que alteran su crecimiento.
  9. Tomar abundante cantidad de agua potable durante todo el día.

    • Utilizar agua potable para beber, lavar y también para preparar alimentos.
    • Lavar las manos cuidadosamente antes de tocar los alimentos.
    • Mantener los alimentos alejados de la basura, insectos y animales domésticos.
  10. Aprovechar el momento de las comidas para el encuentro y diálogo con otros.

Estas Guías se acompañan de una "Gráfica de Alimentación Saludable", la que ayuda a elegir y a combinar los alimentos.

Comer variado es bueno para vivir con salud

Compartiendo Experiencias

Desarrollo: Eugenio Costa.

Consultas: asuarez@bc.org.ar.